Póngale su estilo… para crear el espacio que más le apetezca cada día.
Vista su pared con su toque personal: pegue los adhesivos murales como le venga la inspiración.
Cree el ambiente más apropiado, y dé vida a todos los espacios de su hogar o negocio.
Instalación fácil y rápida: los vinilos adhesivos son pegatinas ya recortadas. Las puede colocar usted mismo en tan sólo unos minutos. Igualmente le proporcionamos asesoramiento para realizar la aplicación.Los vinilos adhesivos se adaptan perfectamente a cualquier superficie lisa de su hogar: paredes, cristales, electrodomésticos, muebles, etc.…

Material necesario para poner un vinilo sobre una pared

Cinta adhesiva (preferentemente cinta ancha de carrocero) y un espátula de plástico (en su defecto, cualquier tarjeta dura con la que pueda presionar)
Consejos de preparación:
Asegúrate de que la pared sobre la que vas a aplicar el vinilo esté limpia, seca y sin rugosidades. No debe haber sido pintada en los últimos 20 días. Además, en zonas con clima especialmente húmedo, hay que prestar especial atención y guardar el tiempo necesario hasta que la pared esté totalmente seca (mínimo un mes). En paredes oscuras y con más de una capa, es importante esperar de 20 días a 1 mes.

En superficies lisas no porosas (cerámicas, electrodomésticos, bañeras, muebles, etc,) se seguirá el mismo procedimiento, pero antes de colocarlo debe mojar la superficie a aplicar y también el vinilo en la cara de pegamento.

El primer paso para colocar un vinilo sobre la pared es sujetar el vinilo a la pared, por su parte superior, con la cinta de carrocero ancha, en la posición en la que lo quieras colocar.

El siguiente paso es ir retirando la hoja protectora desde arriba hacia abajo conforme vas avanzando, con cuidado, y muy despacio, asegurándote de que el vinilo queda adherido a la hoja transfer.
A la vez que vas retirando la hoja protectora, el tercer paso para aplicar un vinilo es presionar con la espátula de plástico, de arriba a abajo sobre el transfer para que el vinilo se quede adherido a la pared.
Una vez adherido todo el vinilo a la pared, repásalo con la espátula, sin quitar el transfer todavía, para eliminar posibles burbujas.
Si te queda alguna pequeña burbuja es normal que desaparezcan en unos días. También las puedes pinchar con una aguja fina.

Una vez colocado, esperar un par de horas a que seque y retirar la película repaso de viniloprotectora. No aplicar en electrodomésticos que desprendan calor.

Nuestros trabajos con Vinilos de Pared

VER LA GALERÍA DE NUESTROS TRABAJOS REALIZADOS